jueves, 14 de julio de 2016

Escapada pirenaica a los Lacs de Rius. Parte I

Como cada año por estas fechas no perdono una escapada fotográfica a mis queridos Pirineos. En un primer momento la teníamos planificada a principios de junio para aprovechar las últimas nieves primaverales, pero por cuestiones climatológicas y familiares decidimos, mi compañero Patrick y yo, retrasarla un mes.

La zona elegida en esta ocasión iba a ser la comprendida por los lacs de Rius en el Valle de Arán, una extensión de lagos a más de 2.300m con varios picos muy fotogénicos alzándose sobre ellos, como el Tossau de Mar (de 2.751m y uno de los objetivos claros a inmortalizar) y el Besiberri Norte (3.008 m).


La previsión del tiempo para ese fin de semana no era mala teniendo en siempre en mente la fotografía. El viernes, día de inicio, se esperaban tormentas a primera hora de la tarde. Eso siempre puede significar dos cosas, o unos cielos de infarto si a la hora de la puesta de sol el cielo se abre o una tarde y noche lluviosas si las tormentas se prolongan. Para el sábado y el domingo se esperaban cielos cada vez más despejados.

Iniciamos el ascenso desde el Espitau de Vielha (1.668m) sobre las tres de la tarde con uno cielo amenazante pero con una temperatura muy agradable para el esfuerzo que íbamos a tener que realizar durante las siguientes horas, superar algo más de 700 metros de desnivel con más de 25 kg a la espalda. Subimos sin mucha complicación, siempre es más cómodo subir que bajar, y 2 horas más tarde ya íbamos llegando al final del tramo de subida, el Port de Rius (2.344m). A partir de ahí comenzaríamos a bordear el primer lago, el Lac de Rius, y una hora más tarde la idea era llegar a donde teníamos pensado poner la tienda. Esa era la idea, así que lo gordo ya estaba hecho. Pero la cosa no iba a ser tan fácil, hacía ya media hora que los truenos no dejaban de rugir sobre nuestras cabezas y a lo lejos las montañas del fondo quedaban medio visibles por las cortinas de lluvia, cortinas que sabíamos que de un momento a otro nos alcanzarían pues el viento iba en dirección nuestra. Justo cuando iniciábamos el tramo llano comenzó la fiesta, pues como cubos de agua arrojados desde el cielo nos vimos en medio de un autentico aguacero. -En fin, esto es la montaña, -pensamos-, y no quedaba otra que aguantar. Sin ningún lugar donde guarecernos, seguimos nuestra ruta prevista con el deseo de que el chaparrón pasara pronto. En media hora la lluvia había bajado considerablemente de intensidad y 15 minutos más tarde comenzaron a abrirse pequeños claros en el cielo por el oeste.

Tenía una idea aproximada de la zona donde pernoctar con lo que había visto por Internet cuando planifique la escapada: junto a la orilla oriental del Lac Rius, no muy lejos del Lac Tòrt de Rius desde cuyas orillas esperábamos disfrutar de las últimas luces sobre el Tossau de Mar aquella tarde.
Vistas del Tossau de Mar desde la orilla occidental del Lac Tòrt de Rius
Canon EOS 5D Mark II, EF17-40mm f/4L USM, degradado Neutro -2 Hard,  polarizador, trípode
3.2s @ f/22 ISO100
Eran ya casi cerca de las ocho cuando dejamos todo listo para pasar la noche y nos acercamos al Lac Tòrt de Rius para despedir el día. Desde la orilla el Tossau de Mar se alzaba imponente y era el auténtico protagonista del lugar. Estaba pidiendo a gritos ser inmortalizado. Me costó encontrar una composición que me satisficiera. Finalmente medio tumbado sobre gran una roca y en precario equilibrio, con opciones de caerme de cabeza al lago, pude hacer algo que me convenció. Así seguimos, buscando nuevas composiciones hasta que el sol se ocultó tras el horizonte. Pero a nuestras espaldas, en dirección oeste, la fiesta continuaba. En una pequeña laguna de aguas inmóviles, el cielo, encendido en fuego, se reflejaba mientras el perfil del Tuc de Sarrahera (2.643m) se dibujaba amenazante. No nos podíamos ir de allí sin inmortalizar ese momento.

Tuc de Sarrahera reflejado al atardecer
Canon EOS 5D Mark II, EF17-40mm f/4L USM,  polarizador, trípode, blending de 3 fotos
1s@f/22 ISO100

Llegamos a las tiendas ya sin luz listos para echarnos al cuerpo algo calentito y pasar nuestra primera noche. Tengo que reconocer que estábamos machacados, no habíamos parado desde hacía siete horas, con otras tantas horas previas de coche, y en el fondo me alegré de ver como el cielo se cubría de nubes para no tener la excusa de tener que levantarme para fotografiar la Vía Láctea.

A las 5:45 sonaba la alarma del despertador tras una noche en la que apenas pegué ojo. Viendo que en el cielo no había muchas nubes nos acercamos a ver al aspecto del Tossau de Mar y como no había ni una nube entorno a él que pudiera coger color decidimos que no valía la pena esperar y regresamos sobre nuestros pasos a la zona de vivaq. Al final la mejor opción, o al menos la mejor que en ese momento se nos ocurrió, fue inmortalizar la tienda mientras el Tuc de Conangles (2.783 m), tras ella imponente, cogía color.

Primer luces sobre el Tuc de Conangles y lugar de vivaq
Canon EOS 5D Mark II, EF17-40mm f/4L USM,
degradado Neutro -2 Hard,  polarizador, trípode
1s@f/22 ISO100
Esperar a que los primeros rayos de sol dieran en el Tuc de Sarrahera justo a otro lado del Lac de Rius frente a nosotros, hubiera podido ser una opción de no ser porque en esta época del año las luces le inciden muy lateralmente y muy tarde.

Tras el merecido desayuno nos pusimos de nuevo en marcha con todo el equipo. La idea para este día era movernos a la zona más oriental del Lac Tòrt Rius, que estaba a poco más de 1h30 de donde nos encontrábamos. Desde allí, si el tiempo lo permitía, subiríamos ya por la tarde hasta el collado de Lac de Mar (2.510 m) para fotografiar la puesta de sol en ambas direcciones: de espaldas al sol el Montardo y Besiberris encendidos con el Lac de Mar bajo nuestro pies, y en dirección opuesta la vista de los Lacs de Rius destacando en el fondo del valle con el sol poniéndose sobre el horizonte.

Patrick contemplando las cumbres (de dcha a izda) Tuc de Conangles (2.783m),
Tuc des Estanhets (2.887m) y Tossal de Molar Gran (2.885m) con el Lac Tòrt de Rius enfrente

Panorámica con iPhone 6S

Próximamente la segunda parte....

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada